Enfrentamiento en El Naranjito, en Guerrero, se dio entre policías comunitarios y...

Enfrentamiento en El Naranjito, en Guerrero, se dio entre policías comunitarios y el Cártel del Sur

1282
0
SHARE

Se les escapó el líder criminal Isaac Navarrete, informa el vocero del Frente Unido de Policías Comunitarias. Montó un operativo de vigilancia dos días para “eliminar” a “El Señor de la I”, afirma. No busca tomar la población ni quisiera que hubiera desplazados, pero la gente tiene miedo, acepta.

Chilpancingo, Guerrero, 4 de enero.- El enfrentamiento ocurrido la tarde del sábado pasado cerca de El Naranjo, municipio de Leonardo Bravo (Chichihualco), fue entre integrantes de la Policía Comunitaria de Heliodoro Castillo (Tlacotepec) y el Cártel del Sur que encabeza Isaac Navarrete Celis, El Señor de la I.

El resultado fue de cuatro a seis miembros del grupo delictivo abatidos, así como tres camionetas blindadas incineradas, informó ayer vía telefónica el vocero del Frente Unido de Policías Comunitarias del Estado de Guerrero (FUPCEG), Salvador Alanís Trujillo.

Dijo que la Policía Comunitaria montó un operativo de vigilancia durante dos días para “eliminar” a Navarrete Celis afuera del pueblo, porque sabían que el sábado asistiría a una fiesta pero se les escapó a pie por el cerro.

Alanís Trujillo rechazó, en otro asunto, que la Policía Comunitaria tenga vínculos con el grupo delictivo “Los Números”, cuyos líderes fueron abatidos hace dos semanas en Cocula, en una casa donde fueron halladas playeras de la Policía Comunitaria de Tlacotepec.

Informó que la operación que se realizó el sábado cerca de El Naranjo forma parte de los trabajos que viene realizando para “eliminar” al grupo delincuencial que dirige “el líder criminal Isaac Navarrete”.

Contó que la información que tenían es que ese día iría a una fiesta a El Naranjo y fueron a buscarlo, “pero lamentablemente se nos dio a la fuga”.

Informó que Navarrete Celis llegaba al pueblo en las camionetas blindadas que fueron halladas quemadas por el Ejército y la Policía Estatal. Confirmó que estos vehículos fueron incendiados por la Policía Comunitaria después de que no lograron la detención del líder criminal.

El vocero del FUPCEG aseguró que no fue un atentado contra el pueblo ni el enfrentamiento ocurrió adentro, “el ataque ocurrió afuera de la comunidad en una brecha donde él transitaba”, donde fueron encontrados los vehículos incendiados, en un camino entre Chichihualco y El Naranjo que fue donde intentaron interceptarlo.

“Afortunadamente para él se dio a la fuga, pero logramos abatir a algunos criminales y se quemaron tres camionetas blindadas”, informó.

EL GOBIERNO NO INFORMÓ DEL HALLAZGO

Sin embargo, Alanís Trujillo aseguró que los policías comunitarios vieron caer de cuatro a seis integrantes de la guardia personal de Navarrete Celis. “Los muchachos alcanzaron a reconocer que entre cuatro y seis integrantes de la guardia de Isaac Navarrete fueron abatidos, el objetivo no era llegar a revisar los muertos, pero confirman que entre cuatro y seis cayeron allí”.

Agregó que se entiende que los muertos son de la guardia personal del “Señor de la I” porque iban en la avanzada en las camionetas blindadas que quedaron incineradas. Eran los que avanzaban a bordo de cinco vehículos al frente, “y lógicamente en la vanguardia va su guardia personal”.

Explicó que la operación que organizaron fue de dos días en lo que esperaban que llegara, y el tiroteo duró entre 4 y 5 horas que fue el tiempo que la “guardia civil” de Navarrete Celis estuvo repeliendo el ataque.

Dijo que la Policía Comunitaria movilizó ese día a 200 civiles armados de su “fuerza élite” para actuar en contra de “nuestro objetivo” pero, “lamentablemente” no se logró esta vez, “pero seguiremos intentando”, advirtió.

Agregó que del grupo de Navarrete Celis contaron 10 vehículos en los que iban aproximadamente 70 “sicarios”.

El vocero declaró que se les escapó porque los 200 policías comunitarios estaban distribuidos en distintos puntos en la zona debido a que no tenían la información exacta del lugar por el que entraría al pueblo.

Agregó que en el sitio a donde llegó Navarrete Celis en cinco camionetas, (tres de las cuales fueron las incendiadas), tenían apostados a unos 60 policías comunitarios que fueron los que participaron directamente en el enfrentamiento.

Agregó que en la retaguardia iban otras cinco camionetas pero que los pistoleros que iban en estas ya no pudieron llegar por la refriega, por lo que se posicionaron en el cerro desde donde empezaron a hacer frente a los policías comunitarios.

Alanís dijo que están seguros de que Navarrete Celis se les escapó porque los comunitarios lo vieron correr por el cerro con algunos de sus hombres armados.

El vocero del FUPCEG aseguró que la Policía Comunitaria de Heliodoro Castillo no tiene ningún interés económico ni territorial para entrar a El Naranjo, “de quererlo tomar ya lo hubiéramos hecho, contamos con muchísima gente para poder hacer una incursión”, declaró.

Insistió: “nosotros vamos por la eliminación del grupo criminal que opera allí, y esto nada tiene que ver con los pobladores, lo que pasa es que a veces el temor afecta mucho a la gente y por miedo se va, como ocurrió en el corredor de Filo de Caballos”.

Insistió en lo que ha declarado en otras ocasiones, que algunos de los pobladores se van porque están involucrados con el grupo delincuencial, pero admitió que otra parte de esa gente no tiene nada que ver, pero que se sale por miedo, “y es lo que no quisiéramos que ocurriera en El Naranjo, no queremos que haya desplazados, por eso es que no hemos tomado el pueblo”. Aseguró que no ha sido esa su intención.

SE DESLINDA DEL GRUPO CRIMINAL “LOS NÚMEROS”

En otro asunto, Alanís Trujillo rechazó que la Policía Comunitaria de Heliodoro Castillo tenga vínculos con el grupo delictivo “Los Números”, cuyo líder Pedro Flores Millán “El Nueve”, y su hermano Ismael “El Payo”, así como un tercer hombre que no fue identificado, fueron abatidos el 18 de diciembre en una casa donde fueron encontradas playeras de la Policía Comunitaria de Tlacotepec.

El vocero del Frente de Policías Comunitarias aseguró que “la Policía Comunitaria y el Frente no tienen ninguna relación con “Los Números” ni con ningún otro grupo delincuencial”.

Dijo que los rumores en ese sentido se dieron porque fueron encontradas algunas playeras de la Policía Comunitaria, “pero esas playeras cualquiera las puede clonar y portar para quemar el nombre de la Policía Comunitaria”.

Explicó que de Tlacotepec a Cocula hay una gran distancia y que difícilmente se pueden mover hacia allá los integrantes de la Policía Comunitaria para hacer operaciones.

También se vinculó a la Policía Comunitaria de Tlacotepec con los 14 abatidos por el Ejército en Tepochica, municipio de Iguala en octubre pasado, pero también deslindó a la Policía Comunitaria de Heliodoro Castillo de ese hecho.

“En ese enfrentamiento murieron algunos que eran ciudadanos de Tlacotepec y eso generó que se mencionara que eran gente de la Policía Comunitaria, pero tenemos un 30 por ciento de jóvenes hombres que han emigrado de este municipio en busca de trabajo por la caída del precio de la amapola”.

Argumentó: “en este caso había en Tepochica algunos ciudadanos de Heliodoro Castillo que se fueron en busca de un empleo, allá se los dieron y fueron algunos de los que les tocó la desgracia”.

Por Zacarías Cervantes

LEAVE A REPLY