En abandono 320 hospitales por corrupción y desvíos

En abandono 320 hospitales por corrupción y desvíos

60
0
SHARE

La corrupción y el desvío de recursos del erario público en algunos gobiernos estatales, han dejado en abandono muchas obras, como algunos hospitales, de los cuales algunos iniciaron su construcción y hoy son elefantes blancos.

El diagnostico a nivel nacional es grave; de acuerdo con el subsecretario de Salud federal, Hugo López Gatell Ramírez, 320 hospitales y unidades médicas han estado en el abandono durante, al menos, 12 años.

Pudimos identificar que había más de 320 unidades de salud, de todas las instituciones en todo el país, que habían quedado sin terminar”, explicó el funcionario
A continuación, algunos ejemplos de hospitales y unidades médicas que se dejaron en el abandono por la corrupción y el desvío de recursos en varios estados de la República, en los cuales algunos de sus gobernadores tuvieron algún tipo de participación en el desvío de recursos.

* Chihuahua

Hospital de Especialidades y Cancerología en Ciudad Juárez, Chihuahua
En el año 2014, en el Gobierno del exgobernador de la entidad, César Duarte, iniciaron las obras del hospital de Especialidades y Cancerología, pero nunca se concluyó. Hoy está en el abandono y con huellas de vandalismo. 
Para este proyecto, la administración local destinó 700 millones de pesos.

¿Qué fue lo que sucedió? El delegado del Gobierno federal en Chihuahua, Juan Carlos Loera De la Rosa, explicó a Unotv.com que el Gobierno estatal de César Duarte, que terminó en el 2016, “usó esa construcción para beneficio propio, para desviar recursos”.

Ésa es sólo una de las obras por las que el ahora exgobernador enfrenta cargos de enriquecimiento ilícito y peculado.

* Oaxaca

Pero Chihuahua no es el único estado en el que han ocurrido este tipo de abandonos; en Oaxaca hay, por lo menos, 57 casos.

Una de las obras más emblemáticas es la del que sería el Hospital General de Especialidades de Matías Romero en la región del Istmo, que inició su construcción en el año 2009, durante el gobierno de Ulises Ruiz.

Aunque hoy ese hospital está en las ruinas, porque además de abandonado se han robado las instalaciones eléctricas y tuberías, en su momento el Gobierno estatal anunció que el proyecto que beneficiaría a 110 mil personas tendría una inversión de 69.5 millones de pesos.

* Coahuila

Ese panorama se repite en Coahuila; en 2017, durante el gobierno de Rubén Moreira, se inauguraron dos hospitales: el de Oncología y el Materno Infantil que costaron mil 30 millones de pesos.
Sin embargo, pese a que las obras físicas fueron anunciadas con bombo y platillo, éstas nunca abrieron sus puertas al público. Ahora el nuevo Gobierno de ese estado sólo pide esperar.

* Quintana Roo

Este cáncer de obras inconclusas por la corrupción y el desvío de recursos se expande hasta el sureste mexicano.

En Chetumal, Quintana Roo, el Hospital de Oncología y el Centro de Salud, Nicolás Bravo, nunca fueron concluidos. Su construcción inició en el gobierno de Roberto Borge, quien hoy está preso.

Los anteriores son ejemplos de corrupción y desvío de recursos que generan una crisis de salud a nivel nacional y ponen en jaque a los pacientes para lograr una consulta o tratamiento.

Por Juan Rivas, 18 Diciembre 2019

LEAVE A REPLY