El día después de la elección

El día después de la elección

487
0
SHARE

No hace falta ofrecer explicación alguna. La contundencia del triunfo del Movimiento de Regeneración Nacional no deja lugar a dudas. Los partidos políticos han sido vencidos por una expresión ciudadana masiva que ha decidido cambiar el rumbo del país… a la izquierda. 

Primero fue José Antonio Meade. Luego Ricardo Anaya y El Bronco. De ahí, en cascada, se vinieron los reconocimientos al triunfo de MORENA. Al final fueron el presidente del Instituto Nacional Electoral y el presidente de México quienes reconocieron la victoria presidencial de Andrés Manuel López Obrador.

¿Qué fue lo que pasó? Lo que ha pasado es que los partidos políticos, y sus estructuras, se vieron rebasados por una multitud harta de la circulación del poder entre élites partidistas alejadas de los ciudadanos de a pie. 

En las entregas de ésta columna del 28 de mayo (https://sintesisdeguerrero.com.mx/…/de-frente-en-acapulco-…/) y del cinco de mayo ( https://sintesisdeguerrero.com.mx/…/de-frente-la-llegada-d…/), planteamos alguno escenarios en cuanto a la intensa jornada electoral que vivíamos en aquel entonces.

En la del cinco de mayo hicimos ver que el régimen mexicano había abusado de políticas públicas cargadas a la derecha, a partir del año dos mil, cuando Vicente Fox ganó por primera vez una elección al PRI. De entonces, a la fecha, la teoría del equilibrio pendular se rompió. Al menos dieciocho años a la derecha hacían necesario regresar a la izquierda. 

En el artículo del 28 de mayo preguntamos ¿cuáles serán los cambios profundos que habrá de llevar a cabo Andrés Manuel López Obrador? 

Un día después de la elección, y con la certeza de que el Movimiento de Regeneración Nacional se quedará como mayoría en las dos cámaras que componen el poder legislativo, volvemos a preguntar ¿Cuáles son esos cambios profundos? ¿Será un cambio de régimen político o será económico? 

¿GOLPE A LA PARTIDOCRACIA?

Será ingenuo pensar que con el triunfo de MORENA el sistema de partidos en México verá su fin. Ahí seguirán los partidos. El hartazgo con políticas públicas cargadas a la derecha no ha hecho daño alguno a los partidos, y sus estructuras. 

Pero si tienen la necesidad de replantear sus objetivos y esrtategias. No les vaya a pasar lo que escribió alguna vez el maestro Jesús Reyes Heroles y luego fue parafraseado por José Francisco Ruiz Massieu: “o cambiamos o nos cambian”. 

Según los datos oficiales del INE, el número de militantes de cada partido, registrados ante esa instancia, corresponden a lo siguiente: PRI, 6,368,763 militantes registrados; PRD, 5,254,778; Nueva Alianza, 657,864; Partido del Trabajo, 513,315; Movimiento Ciudadano, 468,946; PAN, 378,838; Morena, 319,449; PVEM, 308,224; y Encuentro Social, 244,388.

Lo que cambiará, luego de la jornada electoral del domingo pasado, y durante la que acudieron alrededor del 66% del total del padrón electoral, será el monto de las prerrogativas con que el INE financiará las actividades de cada partido político. Obvio, MORENA se quedará con casi todo. 

El resultado del domingo no afectó a los militantes de cada partido, pero sí fue un duro mensaje a la partidocracia que se alejó de los ciudadanos durante los dieciocho años que gobernaron Vicente Fox, Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto con políticas públicas de la derecha alejadas de los ciudadanos. 

¿ESPERANZA?

Ha circulado un artículo de Denise Dresser. Simpatizante reconocida de MORENA, escribe con el corazón y en una primera crítica al virtual presidente electo, le dice al final de su artículo: 
“Hoy, el día después, estaré haciendo la tarea que me toca: vigilarte, exigirte, recordarte el imperativo de reconciliarnos. De gobernar en nombre de todos y no solo de quienes votaron por ti.

De reconocer el pluralismo y promover la tolerancia. De combatir privilegios y corrupción pero también en tu propio partido. Y decirte: México no es el país de AMLO o Morena o sus Gobernadores o sus Diputados. Es el País de uno. El País nuestro. En 2018 y siempre”.

TRASCENDIÓ

QUE el poder legislativo de Guerrero será coordinado por alguno de los diputados del Movimiento de Regeneración Nacional pues, hasta el último corte del Programa de Resultados Preliminares, se quedaban con 18 curules, el PRI con ocho y el PRD con seis. 

QUE para los diputados federales, los ciudadanos decidieron dejar las nueve curules en manos de candidatos del Movimiento de Regeneración Nacional, mientras que para el Senado de la República serán dos senadurías para MORENA, en manos de Félix y Nestora Salgado, y la de la primera minoría para el priísta Manuel Añorve Baños. 

QUE la mayoría de las presidencias municipales quedará en manos del frente integrado por PRD-MC y PAN, de las que, sin embargo, el sorprendente triunfo de Adela Román Ocampo comprobó que en las encuestas ella iba debajo de Ricardo Taja, del PRI, por apenas diez décimas pero… Llegó López Obrador como un tsunami y chao beibi.

Que, en Acapulco, los candidatos perdedores han reconocido el triunfo de Adela Román Ocampo. 

PREGUNTAS QUE MATAN 

¿QUIÉNES SON LOS PRIÍSTAS que han comenzado a cuestionar la pasividad y franca inactividad del delegado impuesto desde la ciudad de México como representante del candidato presidencial, Armando Soto?

¿Y EN EL PRD, habrá purga o los que tomaron pésimas decisiones seguirán medrando en la dirigencia estatal de ese partido? 

QUE CONSTE

“Gobernaremos de la mano del virtual presidente de México, Andrés Manuel López Obrador”. Adela Román Ocampo

Por Miguel Ángel Mata Mata, 2 Junio 2018

LEAVE A REPLY