El INE registra al Bronco como candidato, pero insiste en que presentó...

El INE registra al Bronco como candidato, pero insiste en que presentó apoyos falsos (incluso de gente muerta)

917
0
SHARE
Rodríguez Calderón cuando acudió a instalaciones del INE

El consejero Ciro Murayama recordó las irregularidades que el INE ubicó en los apoyos con los que el Bronco solicitó su registro como candidato independiente a la presidencia.

El Instituto Nacional Electoral acató este martes la resolución del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación y registró a Jaime Rodríguez Calderón, el Bronco, como candidato independiente a la presidencia.

Sin embargo, en la discusión sobre lo que determinó el Tribunal, fueron enumeradas de nueva cuenta las irregularidades en los apoyos o firmas que presentó el Bronco, para lograr la candidatura, rumbo a la elección del 1 de julio.

Entre ellas, que en un inicio el equipo de Rodríguez Calderón incluso registró apoyos -los aspirantes independientes tenían que recolectar 866 mil firmas de gente para obtener la candidatura- con los datos de personas que ya habían fallecido.

El consejero del INE, Ciro Murayama, dijo que aunque el INE tenía la obligación de acatar la senencia del Tribunal, el Instituto también tenía la obligación de explicar lo ocurrido en este caso.

“Explicar no es cuestionar jurídicamente, y en democracia no hay mordaza. Vayamos a los datos duros, los que son reconocidos por tirios y troyanos”, dijo Murayama.

Para empezar, Murayama dijo que el Bronco envió al INE  2,034,403 apoyos entre octubre y febrero. De esos, 810,995 le fueron descartados, por diferentes razones.

Entre ellas, que 266,357 de los apoyos estuvieron duplicados.

11,748 eran de gente que estaba en el padrón, pero no en la lista nominal.

15,938 de los apoyos eran de gente que ya había sido dada de baja del listado nominal, lo que incluyó a 7,044 personas que habían fallecido y a 7,078 cuya credencial ya no estaba vigente, porque tenía más de diez años de antigüedad.

Otros 508,453 apoyos fueron descartados, ya que fueron registrados con fotocopias de credenciales de elector y con la credencial original, o con elementos no válidos, como tarjetas de descuento, o licencias de manejo.

Ese fue un primer corte, con lo que el Bronco quedó con un total de un millón 223,408 apoyos. Sin embargo, las revisiones continuaron, y también el hallazgo de irregularidades, por lo que le descontaron 387,897 y quedó con 835 mil 511.

Entonces se dio la etapa de audiencias, y Rodríguez Calderón recuperó apoyos a su favor.

“De los 835,511 apoyos que sí reunieron los requisitos normativos en un primer momento, más los 14,426 recuperados en la garantía de audiencia, se llegó a un monto final, que no ha cambiado ni con la sentencia, de 849,937 apoyos, es decir, el 98.08 por ciento. Se quedó a 1.92% por ciento. A 16,656 apoyos de alcanzar el umbral”, expuso el consejero.

Murayama, ante el señalamiento del Tribunal de que no se respetó el derecho a audiencia del Bronco, y no se le permitió revisar la totalidad de las inconsistencias, dijo que “en 12 ocasiones el equipo de Rodríguez Calderón acudió a revisar sus firmas”, entre el 15 de diciembre y el 28 de febrero, y luego su equipo tuvo audiencias de revisión en marzo.

Además, el consejero insistió en que se registraron inconsistencias “insubsanables” en los apoyos presentados por el Bronco, que no hubieran desaparecido con nuevas revisiones.

“Cuáles fueron las irregularidades realmente insubsanables para el INE: los muertos, ¿o qué, había que revisar si los 7 mil o algunos de ellos habían resucitado, o aquellos cuyos nombres nunca han estado en el padrón?, ¿querían que afiliáramos fuera de módulo y de norma a quien nunca ha tramitado una credencial?, ¿o ver si los 266 mil duplicados con el mismo nombre y misma clave de elector se habían convertido de una persona en dos diferentes?”, cuestionó Murayama.

“Se infirió que de ese universo de fallecidos, de nombres jamás registrados en el padrón, de personas repetidas, tal vez se podrían encontrar los 16,656 ciudadanos que faltaron. Y siguen faltando pero, por mandato del Tribunal Electoral, no importa”, agregó.

“Acatamos, pero no renunciamos al cabal ejercicio de nuestra autonomía e imparcialidad”.

El consejero Benito Nacif, en tanto, mencionó que “en todas y cada una de las audiencias desahogadas se puso a disposición del aspirante (el Bronco) la posibilidad de revisar todos los apoyos clasificados como ‘no encontrados’ o ‘inconsistencias’, sin embargo, en diferentes momentos y por diferentes razones su representación legal decidió agotar la revisión uno a uno de un conjunto menor de apoyos”.

También precisó que en un punto el Bronco, cuando recuperó firmas a su favor, pidió que se hiciera de nueva cuenta una revisión de todos sus apoyos, pero “sobre esta petición la autoridad le informó al aspirante que no podía ser concedida ya que le otorgaría una condición de inequidad frente a los demás aspirantes dado que en ningún caso se había permitido retrotraerse a una etapa concluida”.

El consejero presidente del INE, Lorenzo Córdova, dijo que todos los actos indebidos en la presentación de apoyos para obtener candidaturas, “siguen corriendo por los cauces legales, penales a cargo de la FEPADE y administrativos a cargo del Instituto Nacional Electoral para determinar y deslindar responsabilidades”.

Animal Político, 10 Abril 2018

LEAVE A REPLY